miércoles, 21 de mayo de 2014

La Reforma Político-Electoral. Hacia una mejor cultura democrática

A la memoria de don Lorenzo Zambrano Treviño, hombre de extraordinaria capacidad para hacer de la innovación un paradigma en el mundo de los mercados globalizados.

1.- México y su democracia caminan con pasos sólidos hacia su fortalecimiento, acorde con las exigencias de una sociedad moderna y con las demandas de una ciudadanía cada día más politizada, atenta al devenir político y económico de nuestra Nación y consciente de su corresponsabilidad en el manejo de los asuntos públicos.

2.- De lo anterior es testimonio el intenso trabajo desplegado por el Ejecutivo al frente del presidente de la República, Enrique Peña Nieto, que busca cumplir con sus compromisos de campaña y los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018 para posicionar a nuestro país como la economía emergente más importante del mundo en los próximos años. 

3.- La actitud responsable de las diversas fuerzas políticas representadas en el Congreso de la Unión es un testimonio más. En el análisis de las leyes secundarias que darán sustento jurídico a las reformas fundamentales que nuestro país requiere para alcanzar esos objetivos, han mostrado discrepancias que obedecen a sus muy válidos principios ideológicos, pero también capacidad de diálogo y de consensuar posiciones divergentes para lograr que México cuente con instituciones sólidas en beneficio de su desarrollo integral y del de todos los mexicanos.

4.- Como se había previsto, en un primer periodo legislativo extraordinario convocado entre los días 13 a 15 de mayo, el Senado de la República y la Cámara de Diputados sometieron a sus respectivos Plenos la votación de las leyes secundarias de la Reforma Político-Electoral, que permitirán a los partidos políticos y a las instituciones que rigen las elecciones en México, contar con un nuevo marco jurídico, sustentado en principios de legalidad, transparencia e imparcialidad.

5.- Una vez aprobados en el Senado, los proyectos de decreto de la Ley General en Materia de Delitos Electorales, de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales, y de la Ley General de Partidos Políticos, fueron enviados a la Cámara de Diputados donde el Pleno decidió su voto favorable con más del noventa por ciento. 

6.- Estos nuevos ordenamientos jurídicos regularán las próximas elecciones federales y estatales que se realizarán en 2015 para renovar a los representantes populares en la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión y autoridades locales en 17 estados de la República, entre las que se incluyen nueve gubernaturas. Ahora corresponde a estas entidades federativas ajustar sus leyes electorales a las normas federales.

7.- La Ley General en Materia de Delitos Electorales, busca garantizar la eficiencia de la autoridad en el amplio espectro de conductas que pudieran perturbar la adecuada función pública en el proceso electoral, y hacer posible la persecución y sanción a infractores, incluyendo a la ciudadanía, ministros del culto, funcionarios electorales, de partido, o candidatos.

8.- La Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales, busca normar el funcionamiento del Sistema Electoral Nacional que estará conformado por el Instituto Nacional Electoral y los órganos públicos locales electorales de las entidades federativas. Esta nueva ley se divide en ocho libros que norman detalladamente cada una de las nuevas disposiciones electorales.

9.- La Ley General de Partidos Políticos persigue consolidar un sistema de partidos más democrático y cercano a la gente. En ella se establece la regulación aplicable a los partidos políticos nacionales y locales; las competencias, derechos y obligaciones de los militantes, los requisitos para obtener y mantener el registro, y otros.

10.- Con la aprobación de las leyes secundarias en materia político-electoral, México avanza en la conformación de un sistema electivo que otorga certidumbre a su electorado, cuenta con mejores herramientas para alcanzar una nueva cultura democrática, y garantiza un juego electoral transparente y más equitativo entre los actores políticos.




@FidelHerrera

+FidelHerrera


1 comentario:

daphneceos dijo...

Por supuesto que es necesario y urgente...tanto como mejorar la credibilidad asia los ejecutivos...que se bote que realmente trabajan para el pais.que se trenes tanta mentira y ofensa que lo unico que hace es que ya no creamos en nadie
..ya ni queremos pagarles sus sueldazos que tienen.